Tuesday, May 08, 2007

Los curas no rebuznan porque no saben la tonada

Carlos Aguilera, sacerdote de Piedras Negras, Coahuila, tuvo una expresión que ilustra con creces la condición medieval, oscurantista, en que se encuentra la Iglesia católica mexicana: “El tornado es un castigo de Dios”; “¿qué esperaban, que Dios nos mandara tostaditas de maíz por lo que hacemos?”. El cura parroquial se refería a la reciente aprobación de la despenalización del aborto y de la ley para permitir el matrimonio entre homosexuales. www.periodismoencoahuila.blogspot.com

Las damas del rosario del cirio perpetuo del ayate miado de San Juan Diego --santo gachupin de barba cerrada y facciones de vikingo-- le rezan al santisimo para que el chamuco se lleve al quinto infierno, que esta por Salamanca en Guanajuato, a todos los renegados que se mofan de los santos pagrecitos. Aaaameeeenn. Se reza en voz alta tres veces dandose golpes de pecho hasta toser.

Una razón más para apoyar al peje en el 2007.