Thursday, September 18, 2008

Ladillas - Por Donde Viene el Toro

Ladillas

Por Donde Viene el Toro

Por el Lic. Mefistófeles Satanás

Recién consumado el fraude electoral, le preguntaron al brujo mayor de Catemaco que sucedería si no se llevaba a cabo el recuento voto por voto y se arreglaba este desmadre. El brujo respondió: “Los extranjeros se darán cuenta que no nos sabemos gobernar. Nos verán débiles y dividos. Seguirá la intervención extranjera.” Los acontecimientos bien podrían resultar de acuerdo a lo que dijo el brujo.

Consideren los siguientes datos duros:

a. El dirigente (Chucho) del perdere en Tamaulipas, Rafael Rodríguez Segura, acaba de pedir que los gringos intervengan “en el contexto de la Iniciativa Mierdira (sic)” pues el enano ya no puede con el paquete.

b. Jorge Castañeda Gutman pidió el 17 de septiembre que se “prohíban todas las marchas de protesta hasta que el gobierno pueda garantizar la seguridad”.

c. El 10 de septiembre, el Washington Post pidió la intervención en México: “La guerra en México (contra el narcotrafico) es, a su propia manera, tan critica a los intereses de Estados Unidos como la de Afganistan; en ambos casos, un mayor compromiso estadounidense es requerido…”

d. El 17 de septiembre el PANista Larios aseguro que “no era tiempo de coartar las garantías individuales pero que no lo descartaba.

e. También, el 17 de septiembre, Fraudio X. Gonzalez, prestanombres del racista George Sensenbrenner, pidió “mano dura contra la delincuencia” (a nombre de los delincuentes electorales del CCE). Lo mismo hizo, por cierto, ese día el delincuente confeso Yoni CAMOTE.

Es fácil ver un posible escenario. El gobierno es lo suficientemente estupido de seguir la sugerencia del retrasado mental de Castañeda Gutman. En realidad, el enano ya no tiene opciones. Las Adelitas impedirán que en el congreso se pase la deforma energética. Es decir, si la razón de existir del gobierno PANazi es entregar el petróleo, entonces a toda costa intentaran pasar la deforma. No tienen otra, o los gringos los “renuncian” por ser unos gerentillos maletas.

Quien sabe que pasara entonces, pero serán “tiempos interesantes”, como advierte la maldición china. Los mismos (que arriba nombré) descendientes espirituales de los traidores que fueron a Miramar a pedir que los gobernara un principito rubio y sifilítico. Los medios en EEUU, que son igual de manipulado que los de México, se volverán estridentes pidiendo la intervención en México, lo mas pronto posible. Y es que no hay seguridad de que McCain logre robarse la silla y el Obama les ha hablado golpeado a las petroleras.

¿Qué opción nos queda entonces? Si claudicamos el destino de la nación es convertirse en un Puerto Rico, nomás que mas jodido, y los mexicanos solo podrán aspirar a irse de mojados o servir de carne de cañón del imperio. Creo que ningún mexicano bien nacido estaría dispuesto a permitir tal cosa, aun a costa de su vida.

¿Qué me atrevo a (respetuosamente) sugerirles? Pues que no nos olvidemos de nuestra historia, que es la que nos atestigua que somos un gran –chingon, heroico-- pueblo. Bien lo dijo Juárez, “el triunfo de nuestra santa causa es inevitable”. Consideren lo siguiente.

En 1858, estando sitiado en Veracruz por Miramón, el gobierno legitimo de Benito Juárez no se amilano. Al contrario, emitió las Leyes de Reforma, las cuales caparon a los curas. Es decir, Juárez tomó la ofensiva. Bien lo aconsejaba Danton: “la audace, tojours la audace”.

El movimiento no debe de medir consecuencias y debe de estar dispuesto a seguir “retorciéndole la cola al marrano aunque le ensucie la mano”/ ¿Cómo? Con acciones como la firma de la denuncia de traición a la patria contra el enano, siguiendo volanteando, organizándose en brigadas, hablándole a la gente, educándolos, estando atento a lo que advierta el gobierno legitimo de AMLO. No se gana nada estando a la defensiva y si se puede perder todo.

¿Y los gringos? No se preocupen por esos hijoeputas. Que los gringos hagan el aspaviento que quieran. Recuerden que están igual de divididos y bastante hastiados de andar interviniendo a lo pendejo en las guerras de los neoliberales. Y si no asesinan o le hacen fraude al negro, acuérdense que este anda prometiendo no involucrarlos en mas guerras a lo pendejo. No meto la mano al fuego por el gabacho tostado, pero en una de esas nos resulta otro Franklin Roosevelt, que no quiso intervenir en 1938. McCain es definitivamente un hijoeputa que apoyaría una intervención.

Finalizo con las palabras de Juárez escritas durante el sitio de Veracruz: “…con la conciencia del que marcha por buen camino, el Gobierno legitimo se propone ir dictando, en el sentido que ahora manifiesta, todas aquellas medidas mas oportunas para terminar la sangrienta lucha que hoy aflige a la republica, y para asegurar, en seguida, el sólido triunfo de los buenos principios. Al obrar así, lo hará con la ciega confianza que inspira una causa tan santa como la que está encargado de sostener; y si por desgracia de los hombres que hoy tienen la honra de personificar como Gobierno el pensamiento de esa causa, no lograsen conseguir que sus esfuerzos den por resultado el triunfo que ella ha de alcanzar un día infaliblemente, podrán consolarse siempre con la convicción de haber hecho lo que esta de su parte para lograrlo; y cualquiera que sea el éxito de sus afanes, cualesquiera que sean las vicisitudes que tengan que sufrir en la prosecución de su patriótico y humanitario empeño, creen al menos tener derecho para que sean de algún modo estimadas sus buenas intenciones y para que todos los ciudadanos honrados y sinceros que, por fortuna, abundan todavía en nuestra desgraciada sociedad, digan siquiera al recordarlos: esos hombres deseaban el bien de su Patria y hacían cuanto les era posible para obtenerlo…” – Benito Juárez

donmenfis@gmail.com