Thursday, September 30, 2010

LA DIFERENCIA ESTÁ EN LA CONCIENCIA

En España se marcó la diferencia: la mayor parte de los ciudadanos salieron a marchar, a manifestarse en contra del gobierno de Zapatero… ¿socialista? No, perdonen, pero sus políticas aplicadas son tan similares a las de cualquier gobierno neoliberal (recorte de pensiones, reforma laboral en contra de conquistas y derechos gremiales y promesas de 'no pasará nada con la crisis, todo está bien') ¡Qué similitudes al de cierto gobierno fecalista!, con la diferencia, por supuesto, de que el de Zapatero sí es un gobierno legítima y democráticamente electo.

En España se dejó sentir la unificación de los diversos sectores sociales, sobre todo de los sindicatos. ¡Qué diferencia! Incluso la respuesta de la sociedad española rebasó, por mucho, expresiones y actitudes tan socorridas en nuestro México dividido y mediatizado. Para la respuesta que se vio en las calles, yo no me imagino a un español festejando los golpes que un gobierno ha dado a los diversos gremios bajo las premisas televisivas de '¡qué bueno: eran privilegiados!' en un claro dejo de… ¿envidia?... no quisiera pensar eso, pero, o es así o es que también la desinformación, en México, es pasmosa.

Y ya que hablamos de desinformación, misma que degenera en una ceguera humanista tremenda, pues he aquí, para aquellos que se preguntan qué objeto tienen las manifestaciones, que España nos da la respuesta: las manifestaciones no son otra cosa que la visión real que se da al mundo de la situación de descontento y reclamo de una sociedad, más allá de números geniales (muchas veces maquillados) y más allá de discursos triunfalistas de gobiernos, sean legítimos o espurios. Las manifestaciones no son en sí el objetivo, sino una herramienta legítima que tiene la sociedad en su búsqueda por alcanzar un objetivo.

¿Qué mejor ejemplo que este para demostrar que en México el nivel de atarantamiento fomentado por los medios es insultante? Qué cosas… aquí no es raro todavía encontrarnos al mexicano que espera paciente y con aplauso listo para ser activado en cuanto porros como Lozano pongan en marcha su deforma laboral, o en el peor de los casos, no es raro encontrarse al mexicano que ni sabe de qué le estamos hablando… aunque quizá si le pregunto en qué se quedó 'Glee', me lo diga con pelos y señales.

Por supuesto, no son pocas las historias de naciones en donde, cuando su gobierno asesta golpes –o pretende hacerlo- hacia un sector de la sociedad en específico, ahí tenemos a la mayor parte del porcentaje de la sociedad que sale a las calles para mostrar su solidaridad y apoyo, ¿pero qué me puedo esperar, si aquí todavía llaman presidente a un espurio aún a sabiendas de que cohabita con una mujer directamente señalada como la responsable de la muerte de 49 niños? Es cierto: una cosa es la memoria histórica, algo que sabemos que no es propio del mexicano tener, pero también es cierto que hay hechos dolorosos que no han rebasado a las actuales generaciones y ante al atolismo mexicano, eso es más bien tener muy poca vergüenza o de plano es ser muy vale-madre.

Definitivamente, en México, el nivel de conciencia social se elevará no solo cuando se destinen mucho más recursos a rubros como la educación y la cultura (este último, por cierto, ya está en la mira de FeCal para ser otra vez recortado), sino también cuando los medios de comunicación dejen de ser paleros del sistema y se dediquen a alcahuetear a un gobierno en todas sus corruptelas, mentiras y trampas con tal de proteger sus intere$e$. AMLO no está equivocado entonces cuando habla de la democratización de los medios de comunicación siendo éste el segundo punto de su Proyecto Alternativo de Nación. Bienvenido sea.

*****

*El colofón: Y hablando de AMLO, pues que ya comenzó el juego que se veía venir. El TRIFE ya le censura spots alegando que los mismos "pueden alterar la equidad de la elección del 2012". ¡N'hombre!... ¿n'serio?... Yo creo que ni el TRIFE se la cree, sobre todo cuando en los spots del pseudo-gobierno federal se termina con la cantaletita de 'este spot no tiene fines políticos ni electorales'... ¿o el TRIFE nos va a venir a contar el fantástico cuento de que los spots que anunciaban el V informe de gobierno del señor copetes no tiene tintes políticos y de campaña?

Ajá…

Y no faltará el mexicano que se la crea o lo festeje, claro: el mismo mexicano que aplaude golpes gremiales, el mismo mexicano que es incapaz de solidarizarse con las diversas luchas sociales, el mexicano que suele curarse en salud diciendo que está muy ocupado trabajando "porque él sí trabaja y produce mucho para su país (¡y ya pónganse a trabajar en lugar de estar causando caos vial con sus manifestaciones!)".

¿Así o más claro de porqué, muchas veces, el peor enemigo del mexicano es otro mexicano?, ¿así o más claro de porqué se necesita un cambio profundo?, ¿así o más claro de porqué es necesario revolucionar nuestra mentalidad y nuestra conciencia?

***

Para leer de la manifestación multitudinaria en España: aquí

No comments: